Ford Focus 2019, ahora es versátil que nunca
4/11/2018 Investigación

Ford Focus 2019, ahora es versátil que nunca

La cuarta generación está disponible en carrocería sedán, station wagon, hatchback y crossover.

Después de muchos dimes y diretes, por fin la nueva generación del Focus se presenta ante el mundo. Las expectativas alrededor de este auto, que es el encargado de estrenar la nueva plataforma C2. eran altas y todo indica que los ingenieros de Ford hicieron un excelente trabajo al crear un auto que en primera instancia luce más sofisticado en todos los flancos que el modelo saliente.

Debido a las filtraciones antes de tiempo, ya teníamos una fuerte idea del estilo que tomaría el Focus 2019. Es así que encontramos una estética muy influenciada por los últimos lanzamientos de la firma del óvalo azul, sobre todo del Fiesta de nueva generación. En este sentido destacan los faros LED o la parrilla en forma hexagonal. Pero lo más llamativo es que cada acabado, contará con elementos propios que le darán un toque de personalidad propio.

De hecho, estamos ante el que sea el Focus con más variantes de la historia. Prueba de ello es que la gama a nivel mundial estará conformada por las conocidas carrocerías sedán, hatchback y SportBreak (station wagon). No obstante, una de las principales novedades es la diversificación de versiones al añadir los acabados Vignale (de lujo), ST-Line (de aspecto deportivo) y Active (crossover).

Siendo esta última la que mayor curiosidad genera al tratarse de una versión que eleva la altura libre de la suspensión y añadir elementos todoterreno como las protecciones plásticas o las barras del techo, que nos deja bien claro cual es la tendencia de moda que actualmente rige en varias partes del globo. Por cierto, más de uno en la redacción le encontró cierto parecido con el Volvo V40 Cross Country. Tal vez, todavía haya vestigios de la firma sueca en Ford.

Ya entrados en este tema, en el habitáculo encontramos ciertos detalles que resaltan sobre el resto como el selector de cambios giratorio, que parece estar inspirado en los modelos de Jaguar Land Rover, o en el freno de estacionamiento eléctrico, así como la plataforma de carga inalámbrica para smartphones.

Esto sin olvidarse del sistema de infoentretenimiento compuesto por una pantalla de 8 pulgadas con SYNC3 con control por gestos, control por voz, compatibilidad con Apple CarPlay y Android Auto. Además, a partir de 2020, el nuevo Focus integrará el FordPass Connect que no es otra cosa que un módem de Wifi con el se podrán conectar hasta diez dispositivos.

En materia de asistencias a la conducción el Focus cuenta con un sistema de control de velocidad de crucero adaptativo con Stop & Go, iluminación predictiva, reconocimiento de señales y límites de velocidad, función de mantenimiento de carril, además de una mejorada alerta de colisión frontal. La lista es completada por el sistema Evasive Steering Assist que, al detectar objetos de movimiento lento o detenidos, realiza maniobras de evasión.

En el apartado mecánico, el Ford Focus 2019 presenta una amplia gama de opciones a elegir, al menos para el mercado europeo. En este sentido en cuanto a motores de gasolina se encuentra un 1.0 Litros EcoBoost con 85, 98 o 123 Hp. Por encima, se encuentra un 1.5 L, también de la familia EcoBoost, con 148 o 179 caballos de potencia.  

Referente a los propulsores diésel, la oferta se compone por un nuevo 1.5 Litros EcoBlue con 93 o 118 Hp, así como por un 2.0 Litros con 148 caballos de fuerza. Sin importar el tipo de combustible, la transmisión puede ser una manual de seis velocidades o una automática de ocho con tres modos de manejo "Normal", "Sport" y "Eco". 

En este sentido, cabe destacar que la caja cuenta con dos funciones bastante interesantes. La primera denominada Adaptive Shift Scheduling, que evalúa el estilo de conducción del conductor para optimizar los cambios de relación, mientras que el segundo llamado "Control de calidad de cambio adaptativo", ajusta la presión del clutch para obtener cambios de marcha más suaves.

Todo este arsenal informativo deja en claro la importancia que tiene el Focus para Ford, después de todo no hay que olvidar que desde su presentación en 1998 la marca ha colocado más de 16 millones de unidades en todo el mundo.

El nuevo Ford Focus que llegará a nuestro continente y la mayor parte de los mercados del mundo será producido en China, mientras que, para Europa la demanda será cubierta a través de la factoría de Saarlouis, Alemania. Por cierto, las ventas de este modelo en Estados Unidos comenzarán durante la segunda mitad de 2019, por lo que habrá que esperar un poco para conocer los detalles de este modelo, así como la versión sedán. En cuanto a las variantes deportivas, últimamente se ha especulado que el nuevo RS tendrá una potencia de 400 caballos. 

¿Qué opinas? Cuéntanos