Autos clásicos

Venden el Pontiac Firebird Trans Am del famoso Burt Reynolds

¡El comprador anónimo pagó una cifra descomunal por el auto de Bandit!

Venden el Pontiac Firebird Trans Am del famoso Burt Reynolds

Definitivamente la gente está loca, mientras unos casi pierden la razón con el encierro casi obligado por la pandemia causada por el coronavirus, otros se entretienen comprando cosas por internet.

Así es, navegando por la red puedes comprar desde una pizza hasta una pieza de colección como de la que te platicaremos a continuación.

Hace unos días uno de los Pontiac Firebird Trans Am de Burt Reynolds -quien murió en 2018- fue subastado, es un modelo 1977 y este vehículo ha sido uno de los emblemas más "setenteros" que podamos recordar.

Seguramente algunos de nuestros lectores no tienen la menor idea de quien rayos es… bueno… era Burt Reynolds, un actor estadounidense que se caracterizó por hacer películas de acción al mas puro estilo hollywoodense con un gran pegue con el sector femenino... ya saben en pocas palabras “El Todas Mías”

Reynolds en esos años era muy taquillero y gracias a su personaje viril y entrón sus películas siempre fueron un éxito, de ahí nace la trilogía denominada Smokey and the Bandit, filme que podemos considerar como uno de los primeros enfocados a un producto específico -product placement- y ese producto específico era precisamente un Pontiac Firebird Trans Am.

Seguramente si no sabes quien es Reynolds tampoco habrás visto la película a la que hago referencia, un obligado cinematográfico para entender un poco esa afición que tuvieron los productores y directores de la meca del cine, por crear filmes con mucha carretera de por medio y que buena parte de la acción de la trama se lleve a cabo a bordo de un auto a toda velocidad.

Pues uno de esos autos estelares es el que se acaba de vender por $171 mil dólares, algo así como cuatro millones de pesos.

El auto en cuestión tiene mucha historia ligada a Reynolds y fue de su propiedad hasta unos pocos años antes de su muerte. El vehículo se ha conservado en su estado original y según la información de la casa de subastas el propio Reynolds envió el vehículo a Murphy´s Body Paint en Florida donde le dieron un baño de pintura, renovaron toda la decoración dorada que consta de franjas en el contorno del vehículo y también la enorme ave en el cofre, llamada Firebird pero popularmente como “Screaming Chicken y además se le agregó la palabra “Bandit” en la puerta del conductor. Cuando el trabajo estuvo terminado Burt estampó su firma en el cofre y en el tablero, lo vendió en 2015 y cinco años después volvió a estar disponible en esta mencionada subasta.

¿Qué tiene de especial ese vehículo?

Definitivamente lo más especial es su propietario original: Burt decía airadamente que Pontiac le debería regalar un Firebird Trans Am nuevo cada año, pues a raíz del estreno de Smokey and the Bandit las ventas del modelo habían subido un 70% afirmación que no hay forma de comprobar si fue cierto o no, o se trató de una más de las habladurías de Reynolds.

Hoy el vehículo registra 90 mil millas en el marcador, unos 144 mil kms, de los cuales un poco menos de 500 kms fueron recorridos por el comprador que adquirió el vehículo en 2015.

El Trans Am 1977 contaba desde nuevo paquete de equipamiento de edición especial denominado Y82 que incluia -además de todos los vivos dorados- unos rines de aleación de 15 pulgadas pintados de dorado y un cuadro de instrumentos distinto, con una mascarilla de aspecto de aluminio cepillado y con instrumentos específicos, el velocímetro de 100 millas (160 km/h) y un tacómetro analógico cuya zona roja es a las 6 mil rpm, dicho instrumento mide la velocidad de giro del V8 de 6.6 litros que entregaba una potencia bastante discreta para su descomunal tamaño, solamente 200 hp y generaba un torque de 325 lb-pie, irónicamente hoy una minivan ofrece esas cifras de potencia y en algunos casos más.

Como lo comentamos líneas arriba la factura nos muestra que Burt Reynolds pagó $8,082.66 dólares por el auto nuevo en 1977. La venta por subasta del vehículo incluye un sombrero y una chamarra firmadas por Burt y mucho material fotográfico que certifica la autenticidad de las firmas autógrafas del actor, tanto en el vehículo como en los demás artículos. -ver video adjunto-

Smokey and the Bandit ¿Qué nos deja esa película?

Palomera, con muchas escenas de pastelazo honestamente, una trama gastada, de un cargamento de cerveza “Coors” que es transportado entre varios estados y condados de EE.UU. que podría parecer de contrabando, que en el fondo no lo es. ¿Se acuerdan del "Product Placement", pués aquí está otra vez?

Gran parte de la trama se desarrolla entre persecuciones donde Bandit despista y distrae a la Policía para que el cargamento de "Coors" circule libremente, evidentemente los guardianes del orden siempre quedan en el mayor de los ridículos. Dentro de la trama la gran comunidad de camioneros que van por la carretera se enteran del plan de Bandit y le ayudan constantemente utilizando para comunicarse radios de Banda Civil (CB) artefactos muy emblemáticos y populares en los años setenta.

Y como no podía faltar la belleza femenina en la trama aparece Carrie "Frog" quien se une a Bandit para huir de su desagradable novio. Los realizadores de la película no desperdiciaron las oportunidades de mostrarnos en repetidas ocasiones el prominente trasero de la coprotagonista interpretada por Sally Field y por supuesto no nos podemos olvidar del gran tema musical de la película llamado "East Bound and Down" cantado por Jerry Reed y que hoy es un clásico de la musica Country estadounidense.

¿Tu pagarías más de cuatro millones de pesos por un Trans Am 1977?

¡Cuéntanos!

Pontiac Firebird Trans Am 1977 de Burt Reynolds

¿Qué opinas? Cuéntanos