Industria

Por qué 2020 es un año para olvidar en la industria del automóvil

Sin duda, el sector automotor fue una de las industrias más afectadas por el coronavirus.

Por qué 2020 es un año para olvidar en la industria del automóvil

A medida que se acerca el fin de 2020, los pronósticos de ventas de automóviles a nivel mundial son más certeros. Y es que, con la crisis que provocó el coronavirus en la industria automotriz el futuro no es nada prometedor para casi todos los fabricantes de vehículos.

De acuerdo con la agencia de calificación crediticia S&P Global, en 2020, las ventas mundiales de vehículos experimentarán una caída del 20 por ciento en comparación con lo logrado en 2019.

Este fuerte descenso se debe a la caída del consumo, los problemas de producción generados por la pandemia del Covid-19 y la falta de recursos para muchas personas.

Solo en el primer trimestre del año, las ventas de vehículos se desplomaron un 25 por ciento, lo que supone un descenso sin precedentes para la industria automotriz a nivel mundial.

¿Cuándo se recuperará el mercado automotor?

Después de este duro golpe, S&P Global espera que las ventas globales de autos crecerán entre un 7 por ciento y un 9 por ciento en 2021 y 2022, respectivamente. Esto indica que, dentro de dos años, las ventas todavía estarán un 6 por ciento por debajo de los niveles registrados el año pasado.

Cualquier sorpresa al alza a esta previsión procederá del comportamiento del mercado chino, que es el más dinámico, pero menos predecible. Se espera que China puede ser el único mercado que alcance un volumen de ventas similar al de 2019 a finales de 2022.

Según el informe, muchas plantas de fabricantes de vehículos y de componentes funcionarán por debajo de su capacidad durante lo que queda de 2020.

Además, muchas empresas finalizarán el año con más deuda de la que empezaron, al tiempo que el año que viene registrarán una menor rentabilidad y flujo de caja.

Cuéntanos que opinas