Test drive

MINI Countryman John Cooper Works 2013 a prueba

El integrante más grande e imponente de la familia John Cooper Works.

MINI Countryman John Cooper Works 2013 a prueba

Antecedentes

 
Fue hace 54 años cuando comenzaron a verse en circulación los primeros vehículos MINI por las calles de Inglaterra y posteriormente en otros países del mundo. A partir de 2001, cuando la firma inglesa fue adquirida por BMW, éste revolucionario auto sufrió una moderna reinterpretación al portar un motor más podroso, mayor nivel de equipamiento y lucir un diseño creado por el americano Frank Stephenson, inspirado en el MINI original lanzado al mercado en 1959.
 
Desde entonces, la firma sorprende a sus clientes con cada lanzamiento de novedosos productos, y cabe destacar que el modelo Countryman presentado en 2012 no es la excepción. Se trata de uno de los integrantes más robustos de la gama de MINI .
 
El MINI Countryman comparte atributos similares a la versión John Cooper Works, a diferencia que éste último alberga un motor con 34 hp adicionales y características deportivas como el diseño de los asientos y la carrocería, escape doble, spoiler trasero y múltiples insignias de JCW, entre otros.
 
Características técnicas y mecánicas
 
El MINI Countryman JCW porta un motor de cuatro cilindros 1.6L turbo Twin-Scroll que eroga 218 Hp a 6000 rpm y 206 Lb-pie de torque que le sirven para lograr una aceleración de 0 a 100 Km/h en 7.0 seg y alcanzar una velocidad máxima de 225 Km/hr
 
Asimismo, esta versión ofrece un rendimiento combinado de 13.5 km/It (basado en el ciclo CEPE).
 
El sistema ALL4 de tracción a las cuatro llantas llega por primera vez a un producto John Cooper Works con transmisión manual o automática, ambas de seis velocidades.
 
Los cambios estéticos exteriores incluyen un kit aerodinámico, rines de aleación de 18”,  dos salidas de escape cromadas, faros xenón para función de luz de cruce y de carretera, suspensión deportiva y líneas sport en el cofre.
 
Como parte del equipo de seguridad encontramos: Airbag para conductor y acompañante, cinturones de seguridad de tres puntos de anclaje, control de frenada en curva, control dinámico de estabilidad (DSC), dirección asistida, discos de freno delanteros y traseros, ventilados interiormente, distribución electrónica de la fuerza de frenado y sistema antibloqueo de los frenos (ABS), principalmente.
 
Interior
 
Dentro de la cabina del MINI Countryman JCW destaca un alto nivel de equipamiento como:  A/C automático, volante deportivo multifuncional forrado en piel, costuras rojas para los asientos, asiento del acompañante con ajuste de altura, iluminación ambiente de color regulable sin fases, reposabrazos delantero, tapetes de velour, paquete de compartimentos y múltiples insignias de John Cooper Works.
 
En el equipo de entretenimiento se aprecian la interfaz de música para smartphones, interfaz para teléfono móvil Bluetooth con audio USB y el Radio MINI Boost CD.
 
Manejo
 
La magia comienza desde que se introduce la llave y se enciende el vehículo con el botón “Start”, posteriormente el sonido del motor delata un motor 1.6L turbocardado que invita a manejarlo tanto en ciudad como en carretera
 
Su alto nivel de equipamiento ameniza cualquier tipo de situación sin importar las condiciones externas como el clima o el tránsito, que pasan a segundo plano cuando podemos disfrutar nuestra de música favorita, conversar por teléfono, ajustar la temperatura interna o aislar los ruidos exteriores.
 
Gracias al sistema ALL4 de tracción a las cuatro llantas no necesitas ser un piloto experto para elevarlo a grandes velocidades, lo que hace que el manejo sea divertido, basta con pisar un poco el acelerador para sentir la potencia del vehículo. 
 
El motor responde bastante bien en cualquier tipo de terreno, demostrando gran dominio del asfalto y de caminos de terracería, que a pesar de tratarse de un vehículo deportivo, se comporta muy  bien en terrenos no asfaltados.
 
Lo más emocionante de conducir el MINI Countryman JCW es la sensación de moverse rápido y sentir en todo momento un vehículo estable y seguro. Su comportamiento en curvas es bastante firme, su dirección es suave y el frenado es muy preciso.
 
Cabe destacar que la posición de manejo es cómoda, sus asientos se ajustan perfectamente a una persona de estatura mediana o alta, ofrece soporte a los pasajeros y carece de puntos ciegos tanto en superficies planas como en pendientes.
 
Conclusión
 
Lo anterior posiciona al MINI Countryman JCW como un auto bien equilibrado y una buena elección de compra para todo tipo de gustos y exigencias. 
 
La pregunta es ¿por qué una mujer elegiría una versión tan deportiva como el MINI Countryman JCW?
 
La respuesta es bien justificada cuando se trata de la opción para una mujer independiente, segura, caprichosa y aventurera que busca trasladarse en un auto deportivo, de lujo, emblemático y confiable
 
El modelo Countryman posee espacios más amplios que los demás modelos de la marca. En la cajuela cabe perfectamente la maleta del Gym, el súper, una pañalera o bien; una carriola pequeña si se trata de una mamá amante de la velocidad. 
 
Asimismo en la parte trasera se ubica el Sistema de fijación para asiento infantil ISOFIX donde puede viajar cómodamente el pequeño.
 
Resultaría ser una buena compra si eres fan de la marca, te gustan los MINI y si eres amante de lo deportivo.
 
El MINI Countryman JCW puede ser visto como un híbrido entre una SUV Ligera y un compacto hatchback, que ofrece las prestaciones de un auto familiar pero con el equipo y seguridad de un auto deportivo y de lujo.
 
Además, se puede trasladar perfectamente a los pequeños en los asientos traseros, no pega en los topes, no es un auto frágil, es perfectamente adecuado para el uso diario en ciudad, sin dejar de ser un auto rápido y ágil con diseño atractivo e innovador. Ciertamente no encontrarás muchas opciones de autos familiares con el encanto que ofrece el MINI Countryman JCW.
 
¿Tú, cuál te comprarías?
 

Cuéntanos que opinas